Imágenes de las exposiciones

Ocho grandes exposiciones forman la programación de Fundación MAPFRE en Madrid y Barcelona en 2019

El programa cultural que Fundación MAPFRE llevará a cabo en sus salas de exposiciones de Madrid y Barcelona combinará muestras de fotografía y de pintura. En total, la Fundación presentará 8 grandes muestras el próximo año.

En el conjunto confluyen tanto algunos de los grandes nombres de la pintura y la fotografía moderna y contemporánea (Marc Chagall, Kazimir Malévich, Giovanni Boldini, Berenice Abbott o Richard Learoyd) con propuestas que pueden representar el descubrimiento o la reivindicación de artistas como el fotógrafo Anthony Hernandez.

Comienza la programación con la primera exposición retrospectiva en España del fotógrafo estadounidense Anthony Hernandez. Nacido en Los Ángeles y sin formación académica, desarrolló un estilo propio dentro del género de la fotografía de calle, en sintonía con el encanto desolado y las vastas extensiones de su ciudad natal. Interesado por los no-lugares, los espacios de tránsito, las áreas de ocio de la clase trabajadora y las zonas de exclusión social, a lo largo de su carrera se ha movido con destreza entre el blanco y negro y el color.

La muestra podrá verse a partir del 31 de enero en la Sala Bárbara de Braganza, 13, en Madrid.

La sala de exposiciones situada en el Paseo de Recoletos, 23 será el lugar donde se presente la exposición De Chagall a Malévich: el arte en revolución, que abrirá sus puertas al público a partir del 9 de febrero. La muestra reúne más de 90 obras de arte y 25 publicaciones de los numerosos artistas activos de Rusia que se adelantaron a la modernidad de manera inédita y audaz durante los años previos e inmediatamente posteriores a la Revolución de 1917, cuyo primer centenario se ha celebrado recientemente.

Esta muestra, que tiene como figuras de referencia a Marc Chagall y Kazimir Malevich, incluye obras de otros veintisiete grandes artistas como Vasili Kandinsky, Natalia Goncharova, Liubov Popova, El Lisitski, Jean Pougny y Alexánder Ródchenko, entre otros.

En Barcelona, Fundación MAPFRE presentará el 20 de febrero en la Casa Garriga Nogués la fotografía de Berenice Abbott, una de las fotógrafas que de forma más temprana y eficaz retrató las transformaciones de Nueva York en las décadas centrales del siglo XX, el período en que la ciudad se convierte en el icono de un nuevo modo de entender la arquitectura urbana y en el epítome de la sociedad moderna. Heredera de la tradición documental de Eugène Atget, al que ella misma contribuyó a descubrir, Abbott retrató a numerosos personajes de la escena intelectual durante su estancia en París.

En el segundo trimestre de 2019, Fundación MAPFRE expondrá a partir del 1 de junio en la Sala Recoletos, de Madrid, la muestra Berenice Abbott. Y en Barcelona, 5 de junio, la obra de Richard Learoyd, uno de los fotógrafos más reconocidos de la escena actual, marcado por una obra profundamente personal que dialoga tanto con la pintura como con el origen de la fotografía. Sus retratos, no son imágenes fotográficas convencionales, son impresiones positivas directas realizadas en la propia cámara, un proceso inventado y mejorado por el fotógrafo: no hay negativo, por lo tanto no hay duplicados, el fotógrafo puede hacer otra foto, pero nunca será exactamente la misma.

La muestra realiza un recorrido por su producción de más de una década a través de 52 obras provenientes de importantes colecciones públicas y privadas y del propio estudio del fotógrafo. Además, se incluye una selección de obras realizadas en España por encargo de Fundación MAPFRE.

Para finalizar 2019, se presentarán dos exposiciones en Madrid y una en Barcelona. En la sala Recoletos, en Madrid, a partir del 14 de septiembre, podrá verse la muestra Giovanni Boldini, 1842-1931, dedicada al que fue sin duda el más importante y prolífico de los artistas italianos que vivieron el arranque de la modernidad en el París en la segunda mitad del siglo XIX.

La muestra, que recoge cerca de 100 obras, hace un recorrido por su larga carrera, marcada por distintas épocas claramente diferenciables, con especial atención a su labor como uno de los retratistas de mayor éxito del momento. Junto a la obra del pintor italiano, se presentarán una serie de trabajos de pintores españoles que recibieron influencia directa o indirecta de Boldini en el cambio de siglo, tales como Mariano Fortuny, Raimundo de Madrazo, Rogelio de Egusquiza o Eduardo Zamacois, entre otros.

También en Madrid, como última exposición del 2019, se abrirá la muestra del fotógrafo irlandés Eamonn Doyle, que explora la obra más reciente de este artista conocido por su “Trilogía de Dublín”. La muestra incluye, entre otras imágenes, la última serie realizada por el artista conocida como “K”, desarrollada en el oeste de Irlanda y en Extremadura, durante 2018. Puede visitarse a partir del 26 de septiembre en la sala Bárbara de Braganza.

En Barcelona, en la Casa Garriga Nogués, a partir del 4 de octubre, se expondrá El pastel: el resurgimiento de un arte, una muestra que ahonda en la historia del renacimiento de la técnica del pastel a partir de mediados del siglo XIX desde una perspectiva internacional y pone de relieve sus principales momentos y máximas figuras. Es destacable que entre quienes convirtieron esta técnica en un arte por derecho propio, capaz de medirse con los medios más “nobles”, se cuenta una importante nómina de artistas mujeres, en buena medida responsables de su innovación y reivindicación, como Mary Cassatt o Berthe Morisot. Junto a ellas, en la exposición están presentes otros artistas consagrados como Eugène Boudin, Edgar Degas, Édouard Manet, Odilon Redon o Joan Miró, que fueron destacados pastelistas a lo largo de gran parte de sus carreras.